Translate

22 dic. 2010

Dentro de ti ^_^

Dentro de ti

Si el Amor fuera una piedra y la tuvieras a seis metros de distancia… ¿qué harías con ella?

(Se sube el telón. En la habitación de Daniel. Entra Elena llorando)

Elena: ¡¡El amor es un asco!!

Dani: ¿Por qué dices eso?

Elena: Javi ha cortado conmigo después de seis meses por irse con la zorra de Zaira. Me ha dicho que yo he sido lo mejor que le había pasado en la vida, pero que ella es su amor platónico de siempre y ahora ella estaba por él y no la iba a dejar escapar.

(Dani se ríe)

Elena: ¿Por qué te ríes? ¿No ves que me acaban de romper el corazón? ¡¿Qué tiene de gracioso?!

Dani: Que lo que me acabas de contar me recuerda a una historia muy bonita.

Elena: ¿Qué tiene de bonita mi situación?

Dani: ¿Quieres que te cuente la historia a ver si te animas?

Elena: (Abrazando su cojín con alguna lágrima cayéndole todavía por la mejilla) Vale…

Dani: Había una vez una chica de unos veinte años de edad cuyo novio la había dejado después de un año de relación por la misma razón que tú. Andrea, así se llamaba nuestra protagonista, al principio estaba muy triste. Había tenido varios novios antes que Miguel, así se llamaba su novio, pero ella creía que éste era el definitivo, el único con quien quería compartir su vida y envejecer a su lado. Sentía que ese último año había sido una mentira, un año entero desperdiciado, un año sin sentido.

Elena: Eso es justo lo que siento.

Dani: Sí. Pero eso fue sólo al principio. Para animarse quedó con sus dos mejores amigas, pero no lo consiguió. Fueron al cine, a la discoteca, de cena, al parque, a casa de una, de compras, a la biblioteca… pero nada la distraía lo suficiente como para olvidar a Miguel y el tiempo que ella creía desperdiciado. Su helado favorito ya no tenía sabor, las flores de su jardín ya no tenían aroma y todo era nada para ella. Y todo era por culpa de Miguel. Fue entonces cuando la tristeza que invadía su corazón se convirtió en amargura, en rencor, en odio. Le odiaba. Le odiaba por haber utilizado su amor y luego despreciarlo. Olvidar las promesas que le hizo. Los besos y caricias que le dio, desechar tantos momentos de amor por otra cualquiera. Se sentía incluso sucia y pensaba que el único culpable de todo ello era Miguel.

Elena: ¡Espera un momento! Habías dicho que la historia era bonita… ¿no?

Dani: Y lo es, espera un poco y verás…
Sus amigas no sabían qué hacer para que Andrea volviera a ser como antes: divertida, simpática, risueña… Ahora era antipática, fría, siempre estaba de mal humor…Y el causante del problema ya no era Miguel, sino el amor que había sentido por él. Si no se hubiera enamorado no estaría así.
Entonces una de las amigas exclamó de golpe:
-¡El amor es una piedra!
-¡¿Qué?!- Respondieron Andrea y su otra amiga al unísono.
-Una vez tuve ese sueño –Explicó la otra- en el que estábamos las tres en una cueva donde había una piedra de un color gris verde azulado que simbolizaba el amor. Andrea, tú estabas muy furiosa y tus ojos ardían de rabia, como ahora. Estabas a unos seis metros de la piedra. En ese momento nosotras nos dirigíamos a destruir el amor por petición tuya por culpa de lo que te ha pasado. Pero justo cuando lo íbamos a hacer nos detuviste… y eso es lo que no entiendo del sueño, parecías decidida a destruir la piedra, pero al final te lo pensaste mejor. Nos soltaste un discurso sobre algo de Gracias por ser mis Amigas, Gracias por haberme Aguantado incluso así de insoportable, Gracias por Acompañarme hasta el fin del mundo por destruir el que yo creía causante de mi sufrimiento, pero ahora sé que el culpable fue ni más ni menos que una simple experiencia más. Ahora sé que el amor es lo que os ha hecho a vosotras estar siempre a mi lado; cuando salía con Miguel estuvisteis conmigo, cuando cortó seguisteis sin dejarme y ahora… estamos las tres juntas. El amor en todo caso sería la cura de mis penas. Entonces nos abrazamos y me desperté.
En ese momento Andrea reflexionó acerca de lo que le acababa de decir su amiga. Y llegó a la conclusión de que tenía razón. No pudo evitarlo y les dio a sus amigas un pedazo de achuchón como en su vida se lo habían dado.
A continuación Andrea tenía que ir al aseo a secarse las lágrimas de felicidad que no había podido reprimir. Y en ese momento una de las amigas le preguntó a la que había tenido el sueño si de verdad soñó aquello alguna vez. Y le contestó que no. Pero que tendría que haber alguna manera de que Andrea entendiera que lo que le había pasado no era culpa de nadie, ni de Miguel, ni de ella, ni del amor. Simplemente una mala experiencia. Tendría que haber alguna manera de que volviera a se nuestra Andrea. Alguna manera de que volviese a confiar en ella, en nosotras y en el amor que jamás la abandonará, como el nuestro. Y he improvisado ese sueño.

Elena: ¿Y qué pasó con Andrea y sus amigas?

Dani: Que a pesar de todo lo ocurrido volvieron a ser tan felices como antes. Porque tal vez su novio ya no la quería, pero sí sus amigas y mucha más gente como su familia,  etc… y por supuesto no tenía motivos para desfallecer. Igual que tú.

Elena: La parte bonita ha tardado en llegar…

Dani: Pero ha llegado. Y a ti también te llegará.

Elena: Eso espero… (Esboza una sonrisa)

Dani: Así me gusta. Que me deslumbres con tu sonrisa, hermanita. Y ahora queda con Irene y Blanca y salid a comeros el mundo.

Elena: Gracias Dani. Te quiero.

Dani: Y yo a ti Elenita. Adiós pequeña.

(Se baja el telón)

Esta historia se me ocurrió en clase así sin más. Y se titula “Dentro de ti” porque me lo dijo una amiga L)* y también porque todo lo que necesitamos para ser felices o dejar de estar tristes está dentro de nosotros como el Amor (Amistad) que se indican en la historia.
Espero que os haya gustado :D

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡¡AVISO IMPORTANTE!!
Me encanta conocer siempre vuestras opiniones y nutrirnos entre todos con ellas, pero he de advertir que está activada la moderación de comentarios con el fin de que no se me escape ningún comentario que me dejéis y, sobre todo, asegurarme de que en ninguna de vuestras aportaciones se incluyan faltas de respeto hacia ninguna persona, ya sea compañer@ blogger, autor/a, administradora del blog, etc., pues ese comentario directamente no será publicado, que alguno he tenido que borrar ya por este hecho. Así que si no os gusta algo y queréis defender/argumentar vuestra opinión, ¡adelante!, pero buscad siempre una manera educada, respetuosa y tolerante de decirlo, que las formas importan. Dicho esto, ¡¡MIL GRACIAS POR COMENTAR Y AYUDAR A ESTE PEQUEÑO TROCITO DEL CIBERESPACIO A CRECER!!