Translate

23 may. 2015

Reseña "A cambio de nada" de Daniel Guzmán

¡Hola, mis Utópicos!
Hoy os traigo una entrada especial. No es nada del otro mundo, solo es una reseña de la última película que he visto en el cine, pero la película sí es especial.
Hoy os voy a hablar, por fin, de A CAMBIO DE NADA de Daniel Guzmán.
Para los que no se acuerden, el actor y ahora director  español Daniel Guzmán es quien me inspiró el personaje de Pablo, el jefe de equipo de Daniela en mi novela "Utopía" (descarga gratuita AQUÍ). Así que estoy contentísima de poder deciros que con esta película ha ganado la Biznaga de Oro del Festival de Málaga a mejor película y tres Biznagas de plata a mejor dirección, mejor actor de reparto y el premio especial del jurado de la crítica. ¡Casi nada! Así a priori no tiene mala pinta, ¿no? Pero os voy a hablar un poco más de ella (siempre desde mi más humilde y sincera opinión):

Título: A cambio de nada
Año: 2015
Duración: 93 mins.
País: España
Dirección y guión: Daniel Guzmán
Reparto: Miguel Herrán, Antonio Bachiller, Luis Tosar, María Miguel, Antonia Guzmán, Felipe García Vélez, Patricia Santos, Miguel Rellán.
Sinopsis: Darío, un chico de dieciséis años, disfruta de la vida junto a Luismi, su vecino y amigo del alma. Mantienen una amistad incondicional, se conocen desde que tienen uso de razón y juntos han descubierto todo lo que saben de la vida. Darío sufre la separación de sus padres y se escapa de casa, huyendo de su infierno familiar. Comienza a trabajar en el taller de Caralimpia, un viejo delincuente con envoltura de triunfador, que le enseña el oficio y los beneficios de la vida… Darío conoce a Antonia, una anciana que recoge muebles abandonados con su motocarrro y junto a ella descubre otra forma de ver la vida. Luismi, Caralimpia y Antonia se convierten en su nueva familia en un verano que les cambiará la vida…

La película la vi este pasado miércoles. Entré al cine sin saber muy bien qué esperarme, porque había visto el tráiler y leído buenas críticas sobre ella, pero yo soy partidaria de no hacerme ilusiones a pesar de que ya tenía unas expectativas bastante altas, sin embargo, al salir, si tuviera que definir mi expresión con palabras, diría: asombro, alegría, orgullo, felicidad, satisfacción y ganas de más.
No os quiero desvelar ningún dato relevante de la historia. Solo os voy a decir que tiene de todo: dosis de humor (a pesar de ser entre semana, en la sala de cine había desde adolescentes hasta personas mayores y la risas fueron frecuentes por parte de todos los espectadores), alguna lagrimita no voy a negar se me cayó, mucho realismo (se nota que Daniel tenía muy claro lo que quería reflejar ya que ha confirmado que tiene partes autobiográficas) y creo que un punto muy fuerte de la película ha sido el hecho de que fuera la primera película dirigida de Dani y la primera vez que actuaban en el cine los dos protagonistas. ¿Por qué? Porque, en mi opinión, esa inocencia es la que le da el toque de humildad y autenticidad a la película.
Daniel y Antonia Guzmán
Es una historia que te hace reflexionar sobre muchas cosas: la amistad, la lealtad, la libertad, el futuro, pero, sobre todo, la familia. En la película se ve cómo Darío está dividido en dos (está en medio de su padre y su madre) y cómo los problemas que tiene tanto en el instituto como los que llegan a partir de su huida se podrían haber evitado si sus padres hubieran hecho bien su papel. Esta familia, desgraciadamente, es la representación de tantas otras hoy día en la que los padres se odian y los hijos son los que acaban pagando las desavenencias de sus progenitores. Yo no sé lo difícil o lo fácil que es formar una familia o construir un hogar, solo sé, como hija y futura maestra que soy, que un niño necesita amor, comprensión y apoyo para crecer feliz y desarrollar todo su potencial profesional y personal. Cosa que Darío no tenía, por eso se va a buscarlos a otro sitio y se encuentra con Caralimpia y Antonia.
El primero es un personaje que representa la hipocresía del quiero y no puedo. Es decir, va de triunfador cuando en realidad se quedó a medio camino de cumplir sus objetivos en la vida y es un delincuente que a penas tiene para comer, sin embargo, suple la necesidad de la figura paterna de la que carece Darío. Le ofrece su ayuda cuando su familia y el instituto han tirado la toalla con él.
Y luego está Antonia, mi personaje favorito de la película y abuela real de Daniel Guzmán. Este personaje es amor. Así de claro. Con ella, Darío nos muestra su lado más humano ayudándola con su trabajo recogiendo muebles usados y descubre que, como él, ella está sola y forman entre los dos una pareja de lo más adorable.
Darío y Luismi
¿Y de su amigo Luismi qué os cuento? Pues que amistades como las de ellos son las que de verdad merecen la pena, las demás, están de más. Aunque difieren en muchas cosas, son inseparables y están juntos hasta el final, como debe ser. Sinceramente, me han dado mucha envidia jaja entre lo dos protagonizan escenas muy cómicas y, como ya he dicho, al ser primerizos en este campo, creo que tenían las emociones a flor de piel y lo han transmitido a las mil maravillas. ¡Entrañable pareja, sin duda!
Y, ¿cómo no?, si hablamos de Daniel Guzmán, el toque motero tiene que aparecer sí o sí. La verdad es que yo me esperaba menos referencias al mundo del motociclismo, pero no, hay varios detalles que a lo mejor los he pillado yo porque iba predispuesta a fijarme en ellos, pero la verdad que de manera muy sutil nos ha metido motos por todos lados. Primero, con la Honda que lleva el protagonista, segundo, con el taller de Caralimpia y, por último, con la tienda de recambios o piezas para moto (no me acuerdo muy bien) ya que en estas dos últimas, aparte de ser establecimientos dedicados a las motos, en los respectivos despachos de sus dueños se pueden ver posters de motos del Mundial de la año catapún jaja hace ya varias décadas.
"¿¡Pero qué haces ahora mirando las putas motos!?" ¡Lo que me pude reír yo solita con esta parte! Jajaja
Y ya que estamos hablando de motos, os voy a contar una anécdota que me pasó un par de semanas antes de ver la película con el director: Pues resulta que yo estaba viendo la carrera del Gran Premio de Jerez en la tele y, como viene siendo frecuente en Tele5, me interrumpen las motos para hacer anuncios, pero mira tú por dónde, había uno que no me importó ver: el tráiler de "A cambio de nada". Y la verdad, me hizo tanta gracia encontrármelo viendo las motos que cogí el ordenador y lo tuiteé. Lo gracioso fue que al poco tiempo mi tuit tuvo respuesta:

Si es que, aunque Dani no haya contestado a ninguno de los mensajes que le dejé para que leyera mi libro a ver si le interesaba el proyecto de la peli de "Utopía", se nota que aún así el motociclismo nos une ;)

Así que, para resumir y acabar ya con la reseña, "A cambio de nada" es una historia de supervivencia, amor e inocencia que, aunque no sea un peliculón ni os vaya a cambiar la vida (o sí), yo os la recomiendo al 100% porque puede que os sintáis identificados, seguro que empatizáis con los personajes y es una historia que, aunque solo sea por lo que se lo han currado Dani desde que empezó a escribir esta historia hace nueve años y todo su equipo estos dos últimos años, merece la pena ver por su genuinidad y el equipo humano que hay detrás. Ya sabéis que yo no pude formar parte de ella porque me presenté por internet al casting del papel de Alicia pero no daba el perfil que ellos buscaban, pero llevo siguiendo el proyecto desde entonces y la verdad que lo siento un poco mío porque he visto toda su evolución y la verdad que el resultado es maravilloso. Si tenéis la oportunidad, no dudéis en verla.
Si queréis más información sobre la peli, ver cómo fue el proceso de rodaje, saber en qué cines la proyectan, más cosas sobre Daniel Guzmán... todo esto y más lo encontraréis en la página web de la película, en su Twitter y Facebook.
Y por último, os dejo el trailer de la película y un millón de abrazos 


10 comentarios:

  1. Hola!!
    Pues Yo Me la Apunto!!
    Gracias Por compartirlo
    Un Beso!!

    ResponderEliminar
  2. Yo también la he visto y me ha gustado mucho!
    Una reseña muy buena la verdad.
    Un beso. ^^

    ResponderEliminar
  3. Tengo muchas ganas de verla!!besos

    ResponderEliminar
  4. tengo ganas de verla :)
    voy a buscarla ahora mismo jeje
    Besitos, me quedo viendo tu blog jejej. Que tengas una semana muy buena :D.

    ResponderEliminar
  5. Creo que poco tengo que decir, ya que también pasaste a leer mi reseña y coincidimos en prácticamente TODO. Es una fantástica película y creo que una muy buena oda a la vida, por parte de un Daniel Guzmán que se desnuda ante los espectadores con humor y valentía.

    ¡Un abrazo fuerte!

    ResponderEliminar
  6. Hola!
    Me dan unas tremendas ganas de verla, pero en Argentina no esta todavía... O por lo menos en mi ciudad no esta aún.
    Voy a anotar el nombre para acordarme si la escucho en algún momento (:
    Que tengas una buena semana, querida mía!
    Un abrazo*

    ResponderEliminar
  7. Es muy buena n.n me ha gustado bastante.
    Un saludo pequeña Ana

    ResponderEliminar
  8. Jolin que se me había olvidado pasar por aqui jejejej si es que como ando tan acelerado a veces se me va la olla jajajaj.
    No la he visto aunque parece curiosa por vuestras reseñas. Lo de tele cinco y los anuncios demencial.
    Besotessssssssssssssss cuidateeeeeeeeee y nos vemos

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola!
    Pues éste no es el tipo de películas que acostumbro a ver pero pienso que podría resultar interesante.
    Gracias por la reseña. Está genial.
    ¡Nos leemos! :)

    ResponderEliminar

¡¡AVISO IMPORTANTE!!
Me encanta conocer siempre vuestras opiniones y nutrirnos entre todos con ellas, pero he de advertir que está activada la moderación de comentarios con el fin de que no se me escape ningún comentario que me dejéis y, sobre todo, asegurarme de que en ninguna de vuestras aportaciones se incluyan faltas de respeto hacia ninguna persona, ya sea compañer@ blogger, autor/a, administradora del blog, etc., pues ese comentario directamente no será publicado, que alguno he tenido que borrar ya por este hecho. Así que si no os gusta algo y queréis defender/argumentar vuestra opinión, ¡adelante!, pero buscad siempre una manera educada, respetuosa y tolerante de decirlo, que las formas importan. Dicho esto, ¡¡MIL GRACIAS POR COMENTAR Y AYUDAR A ESTE PEQUEÑO TROCITO DEL CIBERESPACIO A CRECER!!