25 abr. 2018

RESEÑA | El bestiario de Axlin - Guardianes de la Ciudadela #1 (Laura Gallego)

¡Hola, mis Utópicos! Hoy os traigo una bestialidad en todos los sentidos, pues se trata de la reseña de El bestiario de Axlin, el primer libro de la nueva trilogía de Laura Gallego, Guardianes de la Ciudadela. Pero lo que verdaderamente es una bestialidad no es lo mucho que me ha enganchado la historia, ni lo que he empatizado con los personajes... sino los 73 post-its con los que ha acabado el tomo jajaja en serio, creo que esta vez se me ha ido un poco de las manos, pero es que había tantas frases, tantos diálogos, tantas descripciones, tantas reflexiones dignas de recordar... que me ha sido imposible no señalar cada una de ellas. Pero bueno, vamos por partes: en primer lugar, dar las gracias a la editorial  Montena por cederme esta maravilla de historia y, ahora sí que sí... ¡dentro reseña!





Lo primero que debéis saber de este nuevo mundo de Laura Gallego es que es tan diferente como parecido al nuestro. Y es que hay unas zonas donde las personas se acuestan sin saber si volverán a ver un nuevo amanecer y hay otros lugares donde las personas viven sin ninguna preocupación. ¿Os suena esta diferencia social de algo?

El caso, es en las tierras del oeste (las del primer grupo que he mencionado) donde se encuentra el enclave donde vive Axlin, una pequeña aldea que día tras día tiene que luchar por defenderse de los monstruos. En esta sociedad los enclaves no cuentan con más de treinta habitantes cada uno, entre adultos y pequeños, y la esperanza de vida no supera los cincuenta años. 

Por esta razón, la gente se dedica sobre todo a intentar sobrevivir, con lo cual es normal que nadie se preocupe por aprender a leer y escribir porque eso poco puede ayudar en la lucha contra los monstruos. ¿O sí? Cuando Axlin es elegida para ser la escriba de su enclave se le abre todo un mundo de nuevas posibilidades, aprende a valorar la palabra escrita y se le mete en la cabeza la "estúpida e infructífera" (según su enclave) idea de querer recoger en un libro toda la información posible sobre los diferentes monstruos que existen en ese y otros lugares para que la gente pueda saber cómo defenderse de todos ellos cuando lo necesiten.

Pero Axlin no puede encontrar toda la información que necesita en su enclave, así que se embarca en un viaje largo y peligroso viaje, sobre todo teniendo en cuenta que Axlin se quedó coja de pequeña cuando la atacó un monstruo y no puede correr, pero eso no la detiene y sigue adelante en su empeño porque piensa que el bien que puede hacer su libro es mayor que los riesgos que pueda sufrir y está dispuesta a asumirlos.

Así, acompañamos a nuestra valiente protagonista en un viaje entrañable donde poco a poco irá conociendo a personajes memorables y nuevos monstruos e información sobre ellos, nuevos lugares y nuevas emociones que nunca antes había sentido. Entenderá por fin cómo es el mundo más allá de las fronteras de su enclave, descubrirá que no todo es como ella siempre había creído o como le habían enseñado. Empieza a cuestionarse cosas, a pensar por sí misma, a buscar respuestas a sus preguntas y... más o menos hacia la mitad del libro aparece otro personaje que llegará a cobrar casi tanto protagonismo como Axlin.

Este ha sido un giro argumental tremendo que al principio me ha descolocado un poco porque ha hecho que el ritmo tan frenético y activo que había mantenido la narración en todo momento decayera un poco, pero que al final me ha gustado mucho, porque era necesario. Algunas incógnitas se revelan, nuevas incógnitas se forman, más peligros acechan, nuevos personajes aparecen, nuevos lugares, nuevas responsabilidades, nuevas maneras de pensar y de vivir pero, sobre todo... nuevos sentimientos aflorarán ante un futuro incierto. ¡Futuro que yo quiero conocer YA! En serio, necesito el segundo tomo para no morir de la intriga y la ansiedad por ver qué pasa con esos personajes a los que he cogido tanto cariño ^^

Y esto es un tema aparte... LOS PERSONAJES. A ver, Laura, querida mía... ¡¿Me podrías explicar cómo haces para meterte tan de lleno en la mente de tus personajes y describirlos a todos tan bien?! Y no, no me refiero a un montón de adjetivos ni descripciones. Me refiero a que en este libro la autora ha creado una gran cantidad de personajes, todos muy diferentes entre sí, con motivaciones diferentes, ideas diferentes, creencias diferentes, modos de vida diferentes... y en todos los casos puedes llegar a entender y comprender por qué son así, por qué actúan como lo hacen, por qué piensan como lo hacen. De verdad, en este libro he empatizado con todos los personajes, hasta con los que me caen mal. Y eso es muy difícil, pero Laura lo ha logrado. Ha conseguido mover a sus personajes por el nuevo mundo que ha creado de manera magistral. No hablo de todos ellos porque no acabaríamos nunca, pero podría fangirlear mucho con cierto par de gemelos que son de lo más divertido que os podáis encontrar por los caminos ;)


Pero, evidentemente, no puedo no hablar ahora de los protagonistas indiscutibles de esta historia, sin los cuales no habría nada que contar: LOS MONSTRUOS. Laura ha creado un nuevo diccionario de monstruos, como dedoslargos, chupones, chillones, robahuesos... todos ellos con unas características físicas concretas y unas maneras específicas de matar a la gente, a cual más original. Debo felicitar a la autora porque a mí la verdad es que jamás se me habría ocurrido y mucho menos las maneras que las gentes de los enclaves aprenden para ahuyentarlos o luchar contra ellos. De verdad os lo digo, es una idea muy buena y muy bien llevada a término. Tan bien, que cuando empecé a leer el libro en los primeros capítulos sentí un poco de miedo y me acosté esa noche paranocia perdía jajaja

Y ya por último, yo no sé si es que me invento cosas o de verdad la autora era consciente de todo esto mientras escribía y era su objetivo, pero creo que este sería el libro ideal para analizar y debatir en clase de Filosofía. Eso o es que yo veo lecturas entre líneas donde no las hay. Pero de verdad que este libro hace reflexionar sobre un montón de temas: sobre la diferencias sociales (¿qué son?, ¿por qué existen?, ¿son necesarias?, ¿podrían o deberían evitarse?), hasta qué punto el fin justifica los medios, la libertad (su significado e importancia, hasta dónde se puede llegar para conseguirla, en qué circunstancias sería lícito renunciar a ella), el valor de las letras y los libros, el conformismo o nuestra "zona de confort", la vida, la muerte, el miedo... Yo creo que por eso ha terminado el libro con 73 o 74 post-its (vale, aquí la negada para las matemáticas que no sabe contar y cada vez le da una cosa jaja), porque cada dos por tres veía un diálogo, una frase, un fragmento o una página donde había mucho transfondo y mucho que apreciar, mucho que pensar y reflexionar.

Vale, he mentido. Sí me quedaba una cosa más por decir y es el único punto negativo que le he visto a la historia. ¡LE  FALTAN  ILUSTRACIONES! Es lo único que he echado de menos en este libro, ilustraciones. En mi humilde opinión, le hubieran dado un valor añadido a la historia, un poco más de juego y emoción porque creo que en este libro las ilustraciones podrían haber dado mucho de sí y aportar mucho a la historia, porque podrían haberse definido mejor los monstruos y hacer el terror más palpable, por ejemplo. Como ya digo, la pluma de Laura se basta por sí sola para hacer eso, pues ya digo que en ocasiones llegué a sentir yo ese pavor hacia los monstruos, pero las ilustraciones creo que le hubieran dado un plus de intensidad a la historia. Así que solo espero que pronto empiecen a haber fanarts de esta trilogía por todas partes para satisfacer mi caprichito de ávida lectora.


¡Y esto es todo por hoy, mis Utópicos!
Espero que hayáis disfrutado de esta reseña tanto como yo
al leer la que sin duda será una de mis mejores lecturas del año.
Ahora es vuestro turno: ¿conocíais el libro?, ¿lo habéis leído?
¿Qué os ha parecido? ¿Le tenéis ganas?
¡CONTADME!

¡Un abrazo enorme y feliz mitad de semana! 💚

3 comentarios:

  1. Hola.
    Me enamore de los libros de Laura cuando mi mejor amiga me prestó Memorias de Idhun, pero viendo lo que dices de este libro es muy probable que cuando lo lea (por que si, tengo que leerlo si o si) este se convierta en otro de mis libros favoritos. Y como dices, creo que a este libro le deberían de poner alguna ilustración, ganaría mucho más.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar
  2. No he leído nada de la escritora pero no lo descarto.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola, guapa!

    Me enamoré de los libros de Laura Gallego cuando leí la saga de Las Crónicas de la Torre (de momento son los únicos libros suyos que he leído) y ojalá que pronto pueda leer más libros de esta autora, porque me encanta su forma de escribir y las historias que cuenta. Además, este libro parece muy interesante y creo que me va a gustar mucho (sobretodo por los monstruos, hehe). Gracias por traer esta reseña a tu blog y espero poder dar una oportunidad a este libro pronto.

    ¡Besos y nos leemos!

    Marieta ~ Relatos de una náufraga

    ResponderEliminar

¡¡AVISO IMPORTANTE!!
Me encanta conocer siempre vuestras opiniones y nutrirnos entre todos con ellas, pero he de advertir que está activada la moderación de comentarios con el fin de que no se me escape ningún comentario que me dejéis y, sobre todo, asegurarme de que en ninguna de vuestras aportaciones se incluyan faltas de respeto hacia ninguna persona, ya sea compañer@ blogger, autor/a, administradora del blog, etc., pues ese comentario directamente no será publicado, que alguno he tenido que borrar ya por este hecho. Así que si no os gusta algo y queréis defender/argumentar vuestra opinión, ¡adelante!, pero buscad siempre una manera educada, respetuosa y tolerante de decirlo, que las formas importan. Dicho esto, ¡¡MIL GRACIAS POR COMENTAR Y AYUDAR A ESTE PEQUEÑO TROCITO DEL CIBERESPACIO A CRECER!!